<i>"The Name of Our Country is América" - Simon Bolivar</i> The Narco News Bulletin<br><small>Reporting on the War on Drugs and Democracy from Latin America
 English | Español April 24, 2014 | Issue #67


Making Cable News
Obsolete Since 2010


Cambiar Colores: blackwhiteabout colors

Imprimir
Comentarios

Buscar en Narco News:

Narco News Issue #66
Archivos completos

Narco News is supported by The Fund for Authentic Journalism


Follow Narco_News on Twitter

Sign up for free email alerts list: English

Lista de alertas gratis:
Español


Contact:

Director General:
Al Giordano


Opening Statement, April 18, 2000
¡Bienvenidos en Español!
Bem Vindos em Português!

Editorial Policy and Disclosures

Narco News is supported by:
The Fund for Authentic Journalism

Site Design: Dan Feder

All contents, unless otherwise noted, © 2000-2011 Al Giordano

The trademarks "Narco News," "The Narco News Bulletin," "School of Authentic Journalism," "Narco News TV" and NNTV © 2000-2011 Al Giordano

XML RSS 1.0

El Gobierno de México concluye la investigación sobre el asesinato del agente de los EEUU

Los sospechosos en custodia parecen chivos expiatorios, aseguran fuentes policiales


Por Bill Conroy
Especial para The Narco News Bulletin

27 de febrero 2011

A principios de semana, el gobierno mexicano detuvo y desfilo ante los medios a un grupo de individuos que asegura son responsables del ataque del 15 de febrero a dos agentes de la Oficina de Inmigración y Aduanas de los EEUU (ICE, por sus siglas en inglés)—uno de los cuales fue asesinado y el otro resultó herido.

Entre los nueve individuos que se encuentran en custodia, el presunto cabecilla del grupo Julián “El Piolín” Zapata Espinoza, supuesto miembro de bajo nivel de los Zetas, una organización paramilitar narcotraficante activa en la región en que los agentes de ICE fueron atacados. Zapata Espinoza afirma, de acuerdo con reportes de prensa, que la camioneta de los agentes de ICE (que portaba placas diplomáticas) fue atacada por error porque los sicarios Zetas creyeron que era un vehículo de un grupo narcotraficante rival.

La detención de los supuestos Zetas por parte del Ejército Mexicano, anunciado el 23 de febrero, una semana después del ataque a los agentes de los EEUU, parece muy conveniente, dado la presión mediática extrema tanto en los gobiernos mexicano y estadounidense por resolver el caso. La rapidez de las detenciones, particularmente debido a la amplia narco corrupción en México (y el hecho que la autopsia del agente de ICE fue realizada en México, supuestamente en contra del deseo del gobierno de los EEUU) ha llevaado a algunas fuentes policiales que han hablado con Narco News, y otros medios, a preguntarse si los detenidos son simplemente chivos expiatorios.

Los dos agentes de ICE, Jaime Zapata y Víctor Ávila, fueron atacados por un grupo de hombres armados la tarde del martes 15 de febrero, mientras viajaban en un vehículo propiedad del gobierno de los EEUU en la carretera mexicana número 57 cerca de Santa María del Río, San Luis Potosí—localizado a medio camino entre Monterrey y la Ciudad de México.

Los reportes originales de Narco News, publicados a tan solo horas después del ataque a los agentes, indicaban que fuentes policiales sospechaban que los Zetas eran responsables del ataque. Los reportes en los medios posteriores han hecho eco a esa sospecha.

De hecho, el Brownsville Herald en el sur de Texas, reportó a días del ataque que una alianza de grupos narcotraficantes había “emitido un comunicado” alegando que los miembros de los Zetas eran de hecho responsables del ataque a los agentes de ICE.

El comunicado, contrario a la afirmación de los sospechosos recientemente detenidos por el Ejército Mexicano, sostiene, según el reporte del Brownsville Herald, que el ataque estaba intencionalmente dirigido a los agentes de ICE y ordenado por el “teniente Zeta Jesús Enrique ‘El Mamito’ Rejón Aguilar, que tiene como blanco a estadounidenses.”

De acuerdo a múltiples reportes en los medios, Rejón Aguilar es un antiguo miembro de una unidad élite del Ejército Méxicano conocida como Grupo Aeromóvil de Fuerzas Especiales (GAFE). El Departamento de Estado tienen una destacada recompensa de cinco millones de dólares por información que lleve a su detención.

De hecho, entre los líderes de los Zetas se encuentran unos cuantos ex militares de fuerzas especiales, incluyendo al presunto líder Zeta 1 ahora, Heriberto Lazcano Lazcano, conocido como “El Verdugo”—quien también fue miembro de la unidad de operaciones especiales GAFE.

Sin embargo, la influencia de GAFE en los Zetas, aunque presente, está lejos de ser dominante en términos de número y variedad de los reclutas. Una fuente de antiguo alto rango de la DEA, quien habló con Narco News en 2005, cuando los Zetas comenzaban a llamar la atención de los medios, explica la realidad.

De un artículo de Narco News publicado el 28 de mayo de 2005:

Un ex funcionario de la DEA que trabajó extensamente al sur de la frontera durante su carrera explica:

“Muchos Zetas provienen de la policía o Ejército Mexicano, e incluso algunos son estudiantes de universidades en Texas que trabajan la mitad de su tiempo con los Zetas para proporcionar seguridad. Así que provienen de antecedentes distintos. Algunos de ellos tienen entrenamiento con la DEA, FBI o el Ejército de los EEUU, así como de otras agencias. Llegamos muy profundo para asegurarnos que no hayan estado involucrados con actividades criminales antes de entrenarlos, pero posteriormente pueden ser atraídos al negocio de la droga por el dinero. Eso pasa… Y ellos (los Zetas) están muy organizados y tienen reclutadores, quienes constantemente llevan nuevas personas para entrenarlos.”

En el vientre de la Bestia

Así que los Zetas, sin duda una fuerza dominante en el negocio narcotraficante en América, parecen tener gran alcance en México, particularmente con el respeto del Ejército y la policía, e incluso del otro lado de la frontera en los EEUU.

Y los dos agentes de ICE en el día que fueron atacados, conducían al vientre de la bestia en una camioneta del gobierno de los EEUU, con placas diplomáticas, y usando teléfonos Nextel, según fuentes de ICE, que en algún punto durante el ataque no pudieron funcionar correctamente. Sí, es cierto, la última información que llega a Narco News de fuentes policiales es que los teléfonos de los agentes de ICE estaban fuera de servicio durante los momentos iniciales del ataque, y que la llamada de auxilio no se logró hasta después de haber sido disparados.

Ahora, la explicación para la falla del teléfono pudiera ser una simple falta de cobertura en ese punto.

Fuentes familiares con la situación en México sostienen que es posible, sin embargo, que los Zetas, dado su alcance de corrupción, haya tenido acceso a sofisticada tecnología de bloqueo de comunicaciones del tipo asociada a las operaciones militares sensibles y que hayan podido usar tal dispositivo en el ataque a los agentes de ICE.

“Pudieron haber sido utilizadas medidas de contención de la RF [radio frecuencia],” explica una fuente. “Los dispositivos pudieron haber sido empleados para impedir que los enlaces de comunicación de teléfono celular en el vehículo pudieran emitir una señal que fuera recibida para tener una ubicación.”

Si eso resulta cierto, representaría aún más evidencia que el ataque estaba lejos de ser un error, sino un esfuerzo de alto nivel diseñado específicamente en contra de agentes del gobierno de los EEUU.

En este momento, el motivo de tal operación dirigida simplemente no está claro.

Al menos una fuente en el mundo de la inteligencia sospecha que los Zetas fueron por la carga (el equipo de comunicaciones) que estaba siendo transportada por los agentes de ICE de la Embajada de los EEUU en la Ciudad de México al Consulado en Monterrey. Sin embargo, otras fuentes sostienen que funcionarios estadounidenses nunca hubieran enviado esa carga sensible a través del corazón del territorio Zeta sin la adecuada seguridad—lo que involucraría más que dos agentes de ICE desarmados conduciendo a plena luz del día una camioneta con placas diplomáticas.

Sin embargo, otras fuentes de inteligencia y policiales que hablaron con Narco News sostienen que el ataque dirigido a los agentes pude señalar un cambio mayor en los supuestos de la guerra contra las drogas.

Sostienen que los agentes pudieron haber sido atacados para enviar una señal al gobierno de los EEUU que su gente en México ahora son considerados objetivos legítimos en la guerra debido al involucramiento de los Estados Unidos y en su asistencia expansiva—tanto monetaria [1.4 mil millones de dólares de la Iniciativa Mérida] y en la forma de inteligencia y personal. En otras palabras, debido a la extensión de la narco corrupción en las fuerzas policiales mexicanas, el Ejército y el gobierno, incluyendo a los agentes de los EEUU ofreciendo ayuda y comodidad a esas fuerzas, ahora está considerada fuera de límites—si esa sistencia se considera que ayuda a los rivales o dirigida a asegurar la desaparición del liderazgo Zeta y/o de sus operaciones.

Y si piensa en ellos, los líderes de los Zetas como Rejón Aguilar o Lazcano Lazcano, ¿qué tienen que perder al adoptar ese enfoque, dado que ya son blancos, vivos o muertos tanto del gobierno de los EEUU como el mexicano?

Es difícil saber, es curioso que una serie de cables del Departamento de Estado emitidos por el Consulado de los EEUU en Monterrey (zona cero de los Zetas) y hechos públicos recientemente por WikiLeaks, hayan recibido casi nada de atención mediática.

Los cables filtrados describen con detalle el alcance de corrupción de los Zetas en la misma geografía en que el agente de ICE, Jaime Zapata, fuera asesinado. Teniendo en cuenta esa realidad, es difícil de aceptar la palabra del gobierno mexicano con respecto a la investigación del homicidio—particularmente debido a que uno de los cables del Departamento de Estado publicado por WikiLeaks claramente afirma que en el país Zeta, las “autoridades [mexicanas]... carecen de la capacidad forense necesaria para identificar víctimas y, presumiblemente, para llevar a cabo investigaciones a fondo en la escena del crímen.”

Por alguna razón, sospecho que la narrativa “todo fue un error” empujada ahora por funcionarios mexicanos para explicar el asesinato del agente de ICE tampoco le sienta bien a agentes de los EEUU que trabajan sobre el terreno en México, quienes ahora debido a las mal conducidas políticas de los EEUU en la región, deben sospechar que ya no existe la inmunidad diplomática estadounidense cuando se trata de la guerra contra las drogas.

Los cables de Monterrey

A continuación, para el placer de su lectura querido lector, se encuentra una muestra de la realidad Zeta de parte del Consulado de los EEUU en Monterrey, cortesía de WikiLeaks:

Del cable del Departamento de Estado creado el 27/4/2007:

Durante una reciente redada a un cartel de drogas, la Policía del Estado de Nuevo León recuperó un video escondido en un bulto con dinero. El gobernador dijo que el video mostraba a un hombre no identificado, usando una playera ensangrentada y ropa interior, diciendo que el jefe de gabinete del gobernador [de Nuevo León] González, Rogelio Cerda, era un funcionario corrupto con dinero en los bolsillos de los cárteles de droga. De acuerdo al gobernador, el hombre no identificado también dijo que algunos miembros de alto rango del gobierno mexicano están en la nómina de narcotraficantes, especialmente el mencionado secretario de la Defensa Nacional, General Guillermo Galván, y el presidente mexicano Felipe Calderón… Cuando se le preguntó donde se encontraba la ciinta, el gobernador González dijo que se la había mostrado al presidente Calderón en la Ciudad de México y que el presidente inmediatamente llamó al Procurador General Rafael Macedo de la Concha y le dijo que lanzara una investigación.

De un cable del Departamento de Estdo creado el 29/01/09:

Sin embargo, algunos analistas temen que la situación empeore antes de mejorar debido a las elecciones estatales y locales y creen que el narcodinero inevitablemente encontrará su camino en las campañas. Por su parte, el sector privado en Monterrey está trabajando con el gobierno local para usar tecnología que incremente la seguridad. A pesar de las mejoras, el estribillo constante de los ciudadanos en el espectro económico es que continúan temerosos de reportar crimenes debido a la contínua falta de confianza en la policía.

... A menudo la policía simplemente no tiene la voluntad necesaria para responder a incidentes que involucran al crimen organizado. En última instancia, el grado en que los centros C-4/C-5 [vigilancia urbana] hacen la diferencia en ese asunto pueden depender más del factor humano—es decir, la fiabilidad de aquellos encargados de vigilar las cámaras. Si el crimen organizado pude corromper los monitores/o sus supervisores para ganar acceso a la información, entonces también sería beneficiario de la tecnología de los centros.

De un cable del Departamento de Estado creado el 5/6/09:

En operaciones en curso, 74 policías, incluyendo algunos funcionarios de alto rango, han sido detenidos por el Ejército Mexicano por vínculos con el crimen organizado.

De un cable del Departamento de Estado creado el 3/6/09:

En una conversación reciente con el jefe de seguridad pública de Nuevo León dijoi a funcionarios de puesto que después de casi dos años en su cargo estaba dejando al estado en mejor forma de como lo encontró. Sin embargo, añadió que se necesita hacer una cantidad significativa de trabajo por su sucesos antes de que Nuevo León pueda depender de la policía local y estatal para confrontar a la delincuencia organizada.

De hecho, al ofrecer ‘plata o plomo’ los narcotraficantes fácilmente podían reclutar aliandos entre la comunidad policial, mientras las autoridades no tenían capacidad para proteger a policías amenazados durante sus funciones.

De un cable del Departamento de Estado creado el /27/709:

...Mientras el Ejército ha sido un participante clave en las recientes detenciones de policías narco corruptos en la región de Monterrey… el militar sufrió las mismas fracturas y presiones que cualquier otro elemento de la ley en México. Aunque la aprobación del público a la actuación del Ejército era alta, los militares aún tienen que tener cuidado de la corrupción e ineptitud en sus filas.

De un cable del Departamento de Estado creado el 30/10/09:

Durante las últimas semanas, el Cónsul General habló con los alcaldes de las cuatro municipalidades de la región de Monterrey, todos los cuales expresaron alivio de que sus periodos terminan el 31 de octubre, dado la presión que sufrían del crimen organizado. Rafael Paz, alcalde de Santiago, una ciudad al sur de Monterrey, pintó el retrato más claro de la situación que enfrentó.

Dijo que durante su mandato de tres años él:

– Había sido amenazado por narcotrafiantes en la presencia de la prensa escrita y de radiodifusión; – Había sido confrontado por un grupo armado de narcos que irrumpieron en su oficina demandando que dejara de resistirse a sus demandas. (Por el alcalde, le dijeron que “habemos 200 de nosotros y solo 9 de tu seguirdad; ¿quién crees que ganará?”) – Los militares habían incursioniado en una casa de seguridad a algunas puertas de su casa; y – Había recibido amenazas telefónicas de los Zetas que lo amenazaban con matarlo y tomar su cabeza a su esposa que está en silla de ruedas.

Paz reconoció que su fuerza policial había sido totalmente penetrada por los narcotraficantes, señalando que su secretario de Seguridad Pública municipal había sido detenido por militares y autoridades estatales y había confesado posteriormente.

De un cable del Departamento de Estado creado el 6/11/09:

El 4 de noviembre, hombres armados emboscaron y mataron al jefe de policía del suburbio de Monterrey, García. Fuentes no confirmadas de la DEA identificaron a al menos uno de los atacantes como miembro de los Zetas. Esta es la última intimidación endémica del cártel de la violenta campaña en contra de funcionarios que incluyen a los alcaldes del área de Monterrey y funcionarios públicos (en particular funcionarios militares retirados) en Nuevo León y Coahuila.

De un cable del Departamento de Estado creado el 14/12/09:

Los cárteles continúan operando con impunidad en Nuevo León. Ricardo Almanza (El Gori 1) [líder Zeta] se trasladó abiertamente en un gran convoy a través del área metropolitana de Monterrey un mes después de haber sido nombrado el principal sospechoso detrás del asesinato del jefe de policía de García. El estado no fue capaz de detener una importante fuga de prisión a pesar de haber sido alertado por la intensa criminal en el área, y los criminales operaron un auto robado a plena vista de la propiedad estatal. Las autoridades también carecen de capacidad forense para identificar víctimas y, presumiblemente, para conducir investigaciones en la escena del crimen.

De un cable del Departamento de Estado creado el 26/02/10:

...La influencia Zeta aquí [Nuevo León] es de larga data y generalizada en todo el gobierno local y estatal. Miembros de bandas recientemente colgaron las halladas narcomantas en al menos un área, cerca del Palacio de Gobierno, bajo observación de la policía estatal. Fuentes RSO indican que las llamadas de los policías estatales por apoyo no fueron hechas. El puesto del ex director general de investigación estatal, Héctor Santos (ahora con el mismo puesto en Coahuila) ha estado vinculado desde hace largo tiempo con los Zetas, y muchos otros policias estatales y funcionarios que tienen vínculos con el crimen organizado.

Y finalmente del cable del Departamento de Estado emitido por la Embajada de los Estados Unidos en la Ciudad de México el 20/1/09:

Un mayor mexicano de nivel medio [Arturo González Rodríguez] fue detenido a fines de diciembre por ayudar a narcotraficantes y proporcionarles información limitada sobre las actividades y planes de viaje del presidente mexicano Felipe Calderón. De acuerdo a un informante, los carteles estaban utilizando la información para evitar una mayor seguridad alrededor del presidente, no para marcarlo como objetivo. La detención representa la violación de seguridad más grave hasta la fecha, pero no es sorprendente dado los cargos de corrupción de alto nivel del gobierno de México en los últimos seis meses… Aunque el mayor no era parte del círculo íntimo del presidente, también muestra que los carteles tuvieron éxito al infiltrar una área significativa del aparato de seguridad del gobierno mexicano.

...El segundo aspecto inquietante del caso es que aparentemente González había estado en la nómina del cartel desde 2005, tiempo durante el cual ocupó distintos puestos en el gobierno. Mientras cambiaba de funciones, se mantuvo activo en el cártel, y la naturaleza de su involucramiento con el cartel cambió. Es totalmente factible que haya dado información de otros departamentos del Ejército (no solo la división de protección del presidente) en el curso de su relación de tres años con los carteles… Una fuente informó que el archivo médico de Calderoń fue entregado a una organización narcotraficante por un miembro corrupto del círculo íntimo de Calderón.

Bienvenidos a la Narcoesfera.

Permanezcan en sintonía…

ACTUALIZACIÓN 11:37 PM TIEMPO DEL ESTE del 27 de febrero—DOS SOSPECHOSOS MÁS DETENIDOS

Hace aproximadamente media hora, salió un reportaje de Associated Press indicando que dos sospechosos más habían sido arrestados por autoridades mexicanas en conexión con el asesinato del agente de ICE, Jaime Zapata.

La historia ofrece pocos detalles acerca de como los sospechosos estaban conectados con el asesinato más que indicar que uno de los sospechosos, Sergio Mora, es el supuesto “jefe” del soldado Zeta, Julián “El Piolín” Zapata Espinoza, que había sido detenido a principios de semana, como se menciona arriba. El otro sospechoso, Luis Rojo, está conectado de alguna forma con Jesús Enrique “El Mamito” Rejón Aguilar, el ex miembro GAFE y líder mencionado que había sido identificado por rivales de los Zetas como individuo que ordenó el asesinato.

Del reporte de AP:

Ninguna declaración oficial especificaba como los sospechosos estaban involucrados en el ataque a los agentes estadounidenses, más que decir que Mora le dio ordenes a Zapata Espinoza y Rojo eran sospechosos de manejar las finanzas del cartel en la región.

Share |

Read this article in English

Discussion of this article from The Narcosphere


Enter the NarcoSphere to comment on this article

For more Narco News, click here.

The Narco News Bulletin: Reporting on the Drug War and Democracy from Latin America